La bolsa cae moderadamente después de la euforia

La bolsa vuelve a caer

La bolsa vuelve a caer.

Desde hace bastantes semanas que se ha vuelto imprescindible dedicar al menos 1 post a la manera en que se comporta la bolsa. Y aunque no hay ninguna sorpresa en esto, aunque el Ibex 35 presenta los mismos movimientos el 99% de las ocasiones, es este mismo estado de inercia el que justifica la atención que se le otorga.

La bolsa

Estar meses y meses enclavados en una situación de histeria, con las bolsas marcando en baja un día tras otro, es razón suficiente como para dar la máxima atención al mundo bursátil. Aunque preferiría no hacerlo; demasiada exposición a este tipo de noticias sólo trae como consecuencia depresiones y unas ganas violentas e irrefrenables de encontrarse cara a cara con un banquero o un político.

Tras el inesperado oasis que se vivió ayer, hoy las bolsas han vuelto a la normalidad, es decir, a marcar sus cotizaciones en rojo. La euforia por la posibilidad de que el BCE compre en masa bonos de deuda puso a todos los parqués felices como niño con chuches, pero las cosa no están para alegrías de dos continuados.

Durante la mañana hubo riesgo de que nuestra bolsa se alejara otra vez de los 8000 puntos. Sin embargo, la colocación de deuda italiana a un interés de 7.9% evitó que esto ocurriese, aunque no ha relajado las cosas. En este mismo momento, el Ibex 35 se halla bajando un -0.57%, lo que lo sitúa algo más arriba de los 8053 puntos.

Ahora habrá que esperar a ver cómo reaccionan los mercados y las bolsas a la nueva medida especulativa de Finch, otra de esas agencias de calificación que más parecen grupos mafiosos, que ya ha dicho que es probable que revise a la baja los pronósticos acerca de la salud de la economía de los Estados Unidos. Esta milonga da para mucho.

Fuente: agencias.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *